Johnny Ludvigsson, profesor emérito de la Universidad de Lynköping (Suecia)

Una de las enfermedades que más estragos causa en la población mundial es la diabetes. China fue el país con un mayor número de enfermos de diabetes en 2019, llegando a superar los 116 millones de afectados. Le siguieron la India, con más de 77 millones, y Estados Unidos, con alrededor de 31 millones. Estos tres países son los más poblados del mundo. Los últimos registros señalan que representan más de un 40% de la población global. Aunque China se encuentre en primera posición respecto al número de casos, la prevalencia de la diabetes se situó en torno al 11% en 2019, por debajo de países como Alemania o México, donde más del 15% de la población adulta padecía de esta enfermedad.

En Suecia un científico de mucho prestigio lleva años dedicado a estudiar la diabetes y tratar de buscarle una cura. Se llama Johnny Ludvigsson, y es profesor emérito y profesor principal del Departamento de Ciencias Biomédicas y Clínicas de la Universidad de Linköping.

Una cuestión que interesa mucho entre los investigadores de la diabetes tipo 1 es si el ataque del sistema inmunológico puede ralentizarse o incluso detenerse por completo y, de ser así, cómo. Una posible estrategia se basa en alterar la defensa inmunitaria inyectando una proteína a la que reaccionan las células del sistema inmunológico, en forma de vacunación.

Una de las proteínas contra las que el sistema inmunológico a menudo forma anticuerpos en la diabetes tipo 1 se conoce como GAD65 (descarboxilasa del ácido glutámico). El profesor Ludvigsson ha estudiado la posibilidad de vacunar con TAG a personas con diabetes tipo 1 recién diagnosticada. Se espera que el sistema inmunológico se vuelva más tolerante contra el propio TAG del cuerpo y deje de dañar las células productoras de insulina, de modo que el cuerpo pueda seguir formando algo de insulina.

“Los estudios han demostrado que incluso una producción extremadamente pequeña de insulina en el cuerpo es muy beneficiosa para la salud del paciente. Las personas con diabetes que producen una cierta cantidad de insulina de forma natural no desarrollan niveles bajos de azúcar en sangre, hipoglucemia, tan fácilmente. También tienen un menor riesgo de desarrollar cetoacidosis, una condición potencialmente mortal, que puede surgir cuando el nivel de insulina es bajo”, dice Ludvigsson, según la web de esa alta casa de estudios.

DIAGNODE-2 es el nombre del estudio clínico de fase 2 financiado por la compañía farmacéutica Diamyd Medical. Los resultados ahora se han publicado en Diabetes Care. En el estudio, los investigadores investigaron el efecto de las inyecciones de GAD-alumbre (Diamyd) en los ganglios linfáticos de 109 jóvenes con diabetes tipo 1 recientemente diagnosticada. La producción natural de insulina de los participantes se midió al inicio del estudio y nuevamente después de 15 meses. También se siguieron varias otras medidas de resultado, como el cambio en los niveles de azúcar en sangre a largo plazo (HbA1c) y la cantidad de insulina suplementaria que los pacientes necesitaban tomar todos los días.

Estudios previos de inmunoterapia en la diabetes han sugerido que los factores genéticos influyen en la forma en que los pacientes responden al tratamiento. Esto llevó a los investigadores de DIAGNODE-2 a examinar varias variantes de lo que se conoce como «genes HLA». Estos genes codifican proteínas ubicadas en la superficie de algunas células. Funcionan como portadores de proteínas y las exponen al paso de las células del sistema inmunológico. Si el fragmento de proteína expuesto de esta manera proviene, por ejemplo, de bacterias, el sistema inmunológico debería formar anticuerpos contra la proteína extraña. Sin embargo, el sistema inmunológico a veces reacciona contra las propias sustancias del cuerpo y ciertos tipos de HLA están asociados con un mayor riesgo de diabetes tipo 1. La variante de HLA HLA-DR3-DQ2 expone la proteína GAD65 a las células del sistema inmunológico, y los pacientes con esta variante a menudo forman anticuerpos contra GAD65 en una etapa temprana de la enfermedad. Aproximadamente la mitad de los participantes en el estudio tenían la variante HLA-DR3-DQ2.

Para el grupo completo de pacientes, no hubo diferencia entre el tratamiento y el placebo en el grado en que se preservó la producción de insulina. Sin embargo, el alumbre de GAD tuvo un efecto positivo en el subgrupo de pacientes que tenían la variante DR3-DQ2 de los genes HLA.

“Los pacientes del subgrupo con el tipo DR3-DQ2 de genes HLA no perdieron la producción de insulina tan rápidamente como los otros pacientes. Por el contrario, no vimos ningún efecto significativo en los pacientes que no tenían este tipo de HLA ”, dice Ludvigsson.

Durante el estudio no se observaron efectos no deseados que pudieran estar relacionados con el tratamiento con GAD-alumbre.

“El tratamiento con GAD-alum parece ser una forma prometedora, simple y segura de preservar la producción de insulina en aproximadamente la mitad de los pacientes con diabetes tipo 1, los que tienen el tipo correcto de HLA. Es por eso que estamos deseando realizar estudios más amplios y esperamos que estos conduzcan a un medicamento que pueda cambiar el progreso de la diabetes tipo 1 ”, manifiesta el científico.

El estudio ha sido financiado por Diamyd Medical AB, la Fundación Sueca de Diabetes Infantil y la Fundación Sueca de Diabetes. La empresa farmacéutica Diamyd Medical participó en la planificación y la recopilación de datos. Uno de los autores, Ulf Hannelius, es empleado de Diamyd Medical.

El estudio:

Los 109 participantes, de entre 12 y 24 años, habían sido diagnosticados con diabetes tipo 1 en los 6 meses anteriores y fueron asignados al azar a uno de dos grupos. Un grupo recibió tres inyecciones de GAD-alumbre a intervalos de 1 mes y vitamina D en forma de tableta, mientras que el otro grupo (controles) recibió placebo. Ni los participantes ni los investigadores sabían qué pacientes recibieron tratamiento con GAD-alum (el estudio fue aleatorio y doble ciego).

Datos de artículo científico original y sus autores:

Intralymphatic Glutamic Acid Decarboxylase With Vitamin D Supplementation in Recent-Onset Type 1 Diabetes: A Double-Blind, Randomized, Placebo-Controlled Phase IIb Trial

Autores: Johnny Ludvigsson, Zdenek Sumnik, Terezie Pelikanova, Lia Nattero Chavez, Elena Lundberg, Itxaso Rica, Maria A Martínez-Brocca, MariSol Ruiz de Adana, Jeanette Wahlberg, Anastasia Katsarou, Ragnar Hanas, Cristina Hernandez, Maria Clemente León, Ana Gómez-Gila, Marcus Lind, Marta Ferrer Lozano, Theo Sas, Ulf Samuelsson, Stepanka Pruhova, Fabricia Dietrich, Sara Puente Marin, Anders Nordlund, Ulf Hannelius y Rosaura Casas, (2021), Diabetes Care, published online on May 21 2021, doi: 10.2337/dc21-0318

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here