Soraya Abu Nabaa, Francisco Nader e Ivonne Nader (Foto: cortesía de Listín Diario)

SD. Una de las artistas más destacadas de las nuevas generaciones de República Dominicana es Soraya Abu Naba’a, quien logra un nuevo peldaño en su exitosa carrera con la presentación de “Vertical encounters” conformado por seis obras instalativas mezclando, pintura, dibujo y textiles en el marco de la Bienal de Venecia, en la exposición colectiva Personal Structures Identities.

La colectiva se estará presentando en el Palazzo Mora, auspiciado por el Centro Cultural Europeo y la comisaria Marci Gaymu desde el 11 de Mayo hasta el 24 de Noviembre del 2018.

«La obras de “Vertical Encounters” son las manifestaciones visuales y tangibles de un pequeño libro que una vez escribí: “The knots in my past: A memoir on belonging”, utilizando el heterónimo de María Nader, el nombre de mi abuela materna. En esta memoria relato la vida de mi abuela como si yo fuera ella, dándole la posibilidad de expresarse como artista, mezclando sus propias experiencias con las mías, para crear narrativas vinculadas a traumas, pérdidas, identidad, maternidad y género», explica la artista a través[es de una nota enviada a los medios.

Romi and Romi, (Soraya Abu Nabaa, 2019)
Detalle All of me (2019, Soraya Abu Nabaa)

«Este trabajo ha sido planificado, de manera específica, para la exposición “Personal Structures Identities”, utilizando el espacio físico de la galería como parte de la obra. Utilicé estas obras como un ente total para que fuera un instrumento introspectivo y exploratorio, mezclando el dibujo, la pintura, y las instalaciones para desarrollar una plataforma donde se invita al espectador a revivir la historia por medio de las experiencias de una familia. Además, por encima de lo estético pictórico y escultural, yace mi interés en converger las experiencias de mi vida con las de mi abuela, formulando interpretaciones que transcienden una representación lineal continua del tiempo sino una versión maleable de esto por medio del materialismo», agrega.

«Yo quise retar los límites de las nociones históricas de la pintura y su estructura, formando un lenguaje vibrante y corporal que pudiese sobrepasar el medio tradicional. Produje obras que habitan los lienzos y los bastidores desde adentro y desde lo alto, generando una sensación visual de crecimiento orgánico a través del color y las formas corporales», abunda la artista quien proviene de una familia de tradición ligada a las artes visuales, a través de galerías de arte.

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here