Parte del Faro a Colón (Foto de Alfonso Quiñones)

Inaugurado el 6 de octubre de 1992, en los últimos 20 años un par de veces se pudo ver el Faro a Colón iluminado. Ahora existe un proyecto que al fin parece que le podrá dar nueva vida al enorme monumento realizado en ocasión del 500 aniversario del descubrimiento de estas tierras por parte del Almirante.

Este miércoles, a las 11:00 de la mañana, el Ministerio de Cultura (MINC) y la empresa alemana Sectag Internacional Latin America anunciaron que rubricaron un acuerdo, mediante el cual la multinacional alemana donará al país un moderno sistema de luces para iluminar la emblemática cruz del Faro a Colón, con miras a la próxima reinauguración del monumento ubicado en Santo Domingo Este, y para ello han tomado como referencia el 12 de octubre.

De izquierda a derecha: el nuevo director del Faro a Colón, Eliezer Nolasco; el presidente de la empresa Sectag Internacional Latin America, Soheil Hamedani; la primera oficial de la Embajada de Alemania, Katherine Werdermann; la ministra de Cultura, Carmen Heredia; el viceministro de Patrimonio Cultural, Gamal Michelén, y el presidente de la empresa BS Group, Antón Kuzmín.

Carmen Heredia, ministra de Cultura, encabezó el encuentro en compañía del señor Soheil Hamedani, representante de la empresa, quien narró su experiencia por los años que lleva viajando al país del cual está enamorado. El primer acercamiento ocurrió durante la pasada gestión, cuando estaba al frente el ministro Eduardo Selman. Entonces faltaban 90 millones. Hace poco regresaron con la propuesta de donar enteramente la iluminación del emblemático monumento que es parte del Patrimonio Cultural del país.

Hamedani expresó que hace muchos años pudo ver las luces encendidas de este grandioso monumento, se conmovió y desde entonces ha esperado y anhelado la restauración lumínica de este monumento.

Soheil Hamedani ha sido el inspirador del proyecto

«Estuve buscando distintas soluciones aptas para poder corregir la situación actual, pero siempre encontraba trabas que hacían imposible llegar a una solución definitiva», expresó.

«Sabíamos que había una situación económica y a través del ex gobernador se inició un proceso para tratar de llegar a una solución rápida para reparar la iluminación del faro. Durante mucho tiempo en Alemania estuve buscando un inversionista que me acompañara en la replanteamiento de este proceso. Finalmente tuve la suerte de contar con esta magnifica empresa, sus propietarios, y también los inversionistas rusos que tomaron el control del proyecto como propio», explicó a la vez que agradeció a la ministra por el apoyo para que el sueño suyo finalmente se haga realidad, extendió el agradecimiento a la Embajada de Alemania por el apoyo y soporte.

Carmen Heredia, ministra de Cultura

Por su parte la ministra Carmen Heredia expresó en breves palabras que «El Ministerio de Cultura acoge con beneplácito la intención de alianza ruso-alemana de la empresa multinacional Sectag Internacional Latin America de donar a nuestro país un moderno sistema de iluminación que será instalado en el Faro a Colón con miras a la reinuaguración de esta majestuosa obra erigida en honor al Almirante para conmemorar 500 años del descubrimiento de América».

Así mismo expresó su confianza en que “lograremos juntos devolver el esplendor a este emblemático monumento, que simboliza la unión de los pueblos americanos y constituye una de las principales atracciones turísticas de nuestro país”.

Katherine Werdermann, primera oficial de la Embajada de Alemania

Antes, la representante de la embajada alemana Katherine Werdermann, primera oficial de la Embajada de Alemania en el país, la cual habló en nombre del embajador expresando la satisfacción por el acuerdo logrado y los pasos que se están dando. Así mismo se refirió al «favorable impacto que tendrá en el medio ambiente el proyecto de iluminación, que reducirá sensiblemente el gasto de energía y devolverá el el esplendor al Faro a Colón, brillo que no ha tenido hace casi 20 años, para que Santo Domingo se vea como se lo merece».

El viceministro de Patrimonio Cultural, Gamal Michelén dijo que en estos días ha estado reflexionando de lo importante que es la luz. «¿De qué se compone la luz? La luz se compone de unas partículas llamadas fotones, señores, que no tienen masa… No viajan en el espacio a través de un cable. Del Sol aquí no viaja por cable la luz. Y esa luz tan poderosa que viaja a 300 mil kilómetros por segundo, se posa delicada en un capón de rosa y la abre con paciencia», reflexionó.

Gamal Michelén dio un inspirado discurso sobre la luz

«La luz es algo fantástico… Pero fíjense si la luz es algo increíble, que hasta para definir en la Biblia, la esencia misma de la naturaleza de Dios, dice que Dios es luz, y es luz porque la luz es inmarcesible. Tú no puedes manchar un rayo de luz. La luz es una maravilla…», expresó el viceministro a cargo del Patrimonio.

Manifestó que la iluminación del faro el 12 de octubre de este año, será una luz de esperanza, un barredor de tristeza, como dice la canción de Silvio Rodríguez.

Casi terminando la actividad llegó de improviso y -tal parece sin ser invitado- el alcalde Manuel Jimenez, quien aspiraba a que el Faro a Colón le fuese cedido a Santo Domingo Este, tal y como expresó en un medio público días atrás.

El anterior gobernador del Faro a Colón fue cancelado el viernes pasado, según pudo conocer Nota Clave, probablemente relacionado con un supuesto apoyo suyo a las intenciones del alcalde.

La parte rusa

Antón Kuzmín, presidente de la empresa rusa BS Group, encargada de la parte tecnológica, presentó un video de lo que suponen será el faro con la nueva propuesta de iluminación, que incluye luces en los costados con cambios de colores y proyección de banderas. Del mismo modo se pudo observar la cruz proyectada en el cielo que simboliza la cristianización de estas tierras.

Antón Kuzmín, presidente de BS Group

Kuzmìn en conversación con Nota Clave explicó que existe una posibilidad real con el uso de paneles solares colocados en el techo de la edificación inaugurada hace casi tres décadas, con lo cual el consumo de energía de la red pública puede ser muchísimo menor, además de que las luces que se utilizarán serán tipo Led, aunque la principal del faro es a carbono.

Acerca de la altura que podrían lograr de proyección lumínica de 3 kilómetros, por parte del foco principal, expresó que se basó en búsquedas en Internet de cómo era antes, así como en la experiencia de su empresa en realizar semejantes pedidos en Rusia.

Kuzmín explicó que no significa que todos los días el rayo de luz tenga que estar a tal altura, porque el mismo se puede graduar de acuerdo a los intereses.

Manifestó que se trata de una empresa con una fábrica que existe desde tiempos de la Unión Soviética, muy experimentada.

Las nuevas bombillas LED, no solo tendrán más del doble de potencia que las anteriores, sino que supondrán un ahorro de consumo energético importante, aunque declinó expresar cuánto exactamente debido a pruebas que tienen que hacer en Rusia.

Turismo cultural

A la salida de la actividad, un bus lleno de turistas rusos con sus mascarillas, llegaba al Faro a Colón, una de las atracciones principales de ese tipo de turistas.

Parte del público asistente

La obra filantrópica influirá sin dudas en el desarrollo del turismo cultural, pues permitirá relanzar el monumento del Faro a Colón el 12 de octubre del presente año, coincidiendo con el 29.º aniversario de su inauguración. De este modo, este patrimonio cultural podrá seguir aportando ahora más divisas al país.

El proyecto inicial busca la renovación de los focos de proyección de la corona y la formación de la cruz, que se encuentran ubicados en la azotea del Faro a Colón, mientras que la iluminación interior del monumento tendría lugar en caso de que el presupuesto estimado de la obra, unos 200 millones de pesos, así lo permitiese.

La empresa alemana también se comprometió a brindar asistencia técnica en la instalación de la nueva tecnología, así como a instruir a los técnicos designados por el Ministerio de Cultura para ofrecer el mantenimiento adecuado del nuevo sistema de iluminación.

La Embajada de Alemania en el país ha realizado un acompañamiento social, por tratarse de una empresa de capital alemán, dando soporte en diversas reuniones y siguiendo el proceso con mucho interés, al ser esta una obra filantrópica de alto impacto cultural.

El monumento

El Faro a Colón tiene una estructura en forma de cruz latina, con casi 240 metros de largo y 60 metros de amplitud en su parte más ancha.

Interior del Faro a Colón, donde se encuentra la caja con parte de los restos del Almirante (Foto de Alfonso Quiñones)

El monumento, construido en concreto reforzado y mármol, supera los 30 metros de altura, y, si se observa de cerca, la forma de sus altos muros escalonados recuerda a la de una pirámide maya. El rasgo más peculiar que lo caracteriza es la capacidad de proyectar en el cielo nocturno una gran cruz luminosa que puede ser divisada a decenas de kilómetros de distancia, gracias a más de 150 focos de alta capacidad instalados en la azotea del monumento, que, con este proyecto, se pretenden reemplazar por una tecnología más potente y eficiente.

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here