Pierre Cardin en una fotodegradable e la Academia de Bellas Artes de Francia (Fuente externa)

El famoso diseñador francés Pierre Cardin falleció este martes a los 98 años en el Hospital Americano de Neuilly, al oeste de París, confirmó su familia a AFP. Había nacido el 2 de julio de 1922 en San Biagio di Callalta, Italia, en el seno de una familia de agricultores, Pietro Costante Cardini -que era su nombre real- creció en Francia, donde se instalaron sus padres huyendo del fascismo de comienzos del Siglo XX.

“Es un día de gran tristeza para toda nuestra familia, Pierre Cardin ya no está. El gran modisto que fue, cambió de siglo, dejando a Francia y al mundo un patrimonio artístico único en la moda pero no solo eso”, reza un comunicado. “Todos estamos orgullosos de su tenaz ambición y de la audacia que mostró a lo largo de su vida”.

Cardin había creado su imperio a base de necesidades: las de las mujeres trabajadoras. A mediados del siglo XX, vio un nicho de mercado, una posibilidad, en vestir a todas aquellas mujeres que, tras la II Guerra Mundial, decidían salir de sus casas para incorporarse al mercado laboral. Las tiendas ‘low cost’ no existían, y la mayor parte de ellas no se podían permitir trajes de alta costura. De ahí su éxito, que explotó mediante licencias de paraguas, carteras, pañuelos e infinidad de objetos

Fue un visionario de la moda unisex y pionero del prêt-à-porter (moda producida en serie), convirtiéndose en un hombre de negocios mundialmente conocido. Fue uno de los diseñadores creadores de la minifalda.

“Soy el modisto más viejo”, dijo Cardin en una entrevista en 2019, con 96 años, en el que reconocía que estaba preparando su sucesión y contaba con tres creadores de su taller para seguir diseñando ropa futurista.

Por su parte el Secretario Perpetuo de la Academia de las Bellas Artes, Laurent Petitgirard, y los miembros de la institución externaron su tristeza al anunciar el deceso de su colega Pierre Cardin, quien había sido elegido el 12 de febrero de 1992 en la presidencia de Pierre Dux (sección de miembros libres).

Pierre Cardin le pone la medalla de la Legión de Honor a su discípulo Jean Paul Gaultier (Fuente externa)

Pierre Cardin abrió antes que muchos otros un local en un gran almacén e hizo desfilar a hombres. Así mismo, adoptó un sistema de licencias a gran escala que le aseguraba una difusión en el mundo entero, estampando su nombre en productos tan variados como corbatas, cigarrillos, perfumes o agua mineral.

Su primer trabajo fue de aprendiz de sastre, y a los 14 años ya sabía confeccionar sus propios diseños, aptitud poco frecuente en el mundo de la moda moderno que a él le permitió traducir sus ideas en piezas reales.

Su formación ocurrió en la casa Christian Dior, la cual abandonó en 1950 para fundar su propia firma, y presentó en 1953 su primera colección. “En Dior aprendí la elegancia, evidentemente”, afirmó.

Considerado un sempiterno innovador, se dirigió muy pronto a Asia donde gozaba de una gran reputación: viajó desde 1957 a Japón, entonces en plena reconstrucción tras la guerra, y organizó desfiles en China desde 1979.

Su museo personal, situado en Saint-Ouen, París, tiene 3 mil 500 metros cuadrados destinados a la moda, otros 3 mil 500 para los muebles, y guarda 10 mil modelos que fue juntando desde el principio de su carrera.

“Fue el primer modisto en entrar en la Academia de Bellas Artes, haciendo que la moda fuese reconocida como un arte de pleno derecho. Prueba de esto es hoy su espada de académico que creó el mismo y en la que están grabados los símbolos de su éxito”, concluye el comunicado de la familia de Pierre Cardin.

El teatro y la ópera eran dos de las grandes pasiones de Cardin, que a menudo producía y creaba vestuario para espectáculos, de hecho casi hasta el final de su vida estuvo trabajando en proyectos teatrales.

Se fue sin cumplir uno de sus más grande sueños: viajar a la Luna.

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here