Desde su desaparición física, 2019 ha sido el año del verdadero rescate del cantante británico Freddy Mercury. Primero, la película Bohemian Rapshody que le ha traído hasta un premio Oscar al joven protagonista Ramy Malek, quien asume el rol del mítico cantante y líder de la banda Queen. Ahora, la aparición y lanzamiento de un tema inédito que data de 1986.

Diez años duró su búsqueda, pero finalmente fue encontrada, reconstruida cuidadosamente con tecnología digital actual y puesta a disposición del público este jueves 20 de junio. Se trata del tema Time Waits For No One, algo así como El Tiempo no Espera por Nadie, y originalmente fue parte de la banda sonora de la obra de teatro musical «Time» (1986). En aquella versión Mercury era acompañado por coros. Sin embargo en los ensayos previos, la canción había sido grabada solo con la voz de Freddy Mercury y un piano, y esa ha sido la versión que ha sido rescatada.

«El tiempo no espera por nadie, / tendríamos que construir este mundo juntos,/ o no tendremos futuro en absoluto…», dicen los versos de esta balada escrita por Dave Clark, ex líder de Dave Clark Five, un grupo de rock de los años 70 del pasado siglo quien sintió que aquel demo tenía cualidades únicas que faltaron en la versión final. Ayer, finalmente, el video original fue lanzado en Youtube y hoy alcanza 2 millones 39 mil vistas. Se trata de una cinta rodada en 35 milímetros a inicios de los años 80, con el audio de la grabación inédita.

Dave Clarck, llamado también El Barón del Techno, declaró que cuando la grabaron inicialmente en los estudios de Abbey Road -los mismos donde Juan Luis Guerra acaba de grabar parte de su nueva producción Literal, con la cual hoy inicia su gira en Valencia, España- con voz y piano solamente, le dieron escalofríos, esos escalofríos que sientes cuando estás ante algo único e irrepetible. «Fue mágico», dijo.

«Luego nos pusimos a grabar la pista y (agregamos) 48 pistas de voces, algo que nunca se había hecho antes en Abbey Road, y luego todo el respaldo», agregó quien fue incluido en el Salón de la Fama del Rock en el 2008. «Fue fabuloso, pero aún sentía que había algo especial en aquel ensayo original», el demo que finalmente se ha convertido en la versión original.

Pero las cintas se habían perdido y Clarck dedicó una década de su vida en dar con aquel demo que en su memoria era insustituible. La encontró en el 2017. Gracias a los avances de la digitalización Clarck fue limpiando., una a una, y quitando 96 capas de sonido de la grabación, y así pudo aislar la voz original de Freddy Mercury («aquella interpretación mágica donde Freddy saborea cada palabra», que recordaba Clarck) y regrabar la pista del piano por el mismo pianista de aquella versión, Mike Moran. El resultado «Me engranujó como cuando la escuché por primera vez», recalcó Clarck, principal artífice de este rescate.

La calidad del trabajo realizado nos devuelve a un Freddy Mercury con la voz nítida, reconstruida con un poco de lo que podríamos llamar neoarqueología musical.

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here