Lasca de piedra

SD. El arte rupestre es una de las más antiguas expresiones humanas. Hasta ahora se conocían testimonios datados hasta 35 000 años de antigüedad, o sea en el período de la más reciente glaciación.

A mediados de septiembre del 2018, investigadores de la Universidad de Witwatersrand en Sudáfrica encontraron una piedra en la que se encuentran dibujos paleolíticos que superan los conocidos hasta la fecha. Se estima que fueron grabados hasta 73.000 años atrás.

Hace unos 73.000 años, en el Paleolítico, un ser humano trazó unas líneas sobre una lasca de roca, decorándola con un esquema que solamente un ser consciente podría diseñar. Esta lasca estaba escondida en la cueva de Blombos, en el sur de África.

La entrada de la cueva sudafricana (Foto: Fuente Externa)

El dibujo, que consta de tres líneas rojas cruzadas con seis líneas separadas, se realizó intencionalmente en una escama de silcrete suave hace aproximadamente 73 000 años. Esto es anterior al dibujo anterior de África, Europa y el sudeste asiático por al menos 30 000 años.

El dibujo en la escama de silcrete fue un hallazgo sorprendente del arqueólogo Dr. Luca Pollarolo, investigador honorario de la Universidad de Witwatersrand (Wits), mientras examinaba minuciosamente miles de escamas similares que fueron excavadas en la cueva de Blombos.

La Cueva de Blombos fue excavada por el profesor Christopher Henshilwood y la Dra. Karen van Niekerk desde 1991. Contiene material que data de hace 100 000 a 70 000 años, un período de tiempo denominado Edad de Piedra Media, así como material más joven de la Edad de Piedra Posterior, que data de 2000 a 300 años.

Henshilwood tiene una Cátedra de Investigación en la Universidad de Witwatersrand en Sudáfrica y es el Director de un Centro de Excelencia recientemente otorgado en la Universidad de Bergen, Centro para el Comportamiento Temprano de Sapiens (SapienCE). Van Niekerk es un investigador principal en SapienCE. Los hallazgos del equipo sobre el dibujo de 73 000 años de antigüedad se publicaron en la revista Nature, el 12 de septiembre.

Un nuevo hallazgo

La pintura rupestres figurativa más antigua del mundo, de más de 40.000 años, muestra un gran herbívoro coloreado con tintes rojizos (Foto: cortesía de Luc-Henri Fage)

Las pinturas rupestres figurativas de la isla indonesia de Sulawesi, adyacente a la isla de Borneo, datan de al menos 35.000 años atrás y el arte de copiar manos en esa misma región tiene una fecha mínima de 40 000 años.

Justamente una referencia publicada este 7 de noviembre en la revista Nature, da cuenta del descubrimiento de la muestra más antigua conocida de una representación animal: la silueta roja de un mamífero similar a un toro en la pared de una cueva remota gracias a los esfuerzos del equipo de investigadores encabezado por M. Aubert, e integrado por P. Setiawan, A. A. Oktaviana, A. Brumm, P. H. Sulistyarto, E. W. Saptomo, B. Istiawan, T. A. Ma’rifat, V. N. Wahyuono, F. T. Atmoko, J.-X. Zhao, J. Huntley, P. S. C. Taçon, D. L. Howard & H. E. A. Brand.

Según relata esta referencia, el descubrimiento fue posible gracias al análisis de la serie de uranio de los depósitos de carbonato de calcio sobre una gran pintura figurativa de color naranja rojizo de un animal en Lubang Jeriji Saléh, una cueva de piedra caliza en Kalimantan Oriental, Borneo Indonesio.

Según afirman, arrojó una fecha mínima de 40 000 años de antiguedad, que en la actualidad es la fecha más antigua para obras de arte figurativas de cualquier parte del mundo. Además, encontraron dos plantillas de mano de color naranja rojizo del mismo sitio, que arrojaron una fecha mínima de serie de uranio de 37.200 años, y una plantilla de tercera mano del mismo tono que tiene una fecha máxima de 51.800 años.

Hay obviamente una diferencia entre una plantilla de mano, que usualmente hacían cuando la mano se embarraba de sangre del animal que cazaban, y un dibujo figurativo, donde toman parte otros elementos, como la conciencia, la voluntad y la intelectualización de algo que han visto, en este caso un animal.

En su informe el equipo de investigadores narra que también obtuvieron determinaciones de la serie de uranio en motivos de arte rupestre de Lubang Jeriji Saléh y otras tres cuevas cársticas de Kalimantan Oriental, que permiten restringir la cronología de una fase distinta de la producción de arte rupestre del Pleistoceno en esa región.

Constataron datos de otras varias representaciones que datan de distintas épocas. “Nuestros hallazgos muestran que la pintura rupestre apareció en el este de Borneo entre 52,000 y 40,000 años, y que surgió un nuevo estilo de arte parietal durante el Último Máximo Glacial. Ahora es evidente que existía una importante provincia de arte rupestre paleolítico en el extremo oriental de Eurasia continental y en Wallacea adyacente desde al menos 40,000 años hasta el Último Máximo Glacial, que tiene implicaciones para comprender cómo surgieron, se desarrollaron y difundieron las tradiciones de arte rupestre primitivas.

El lenguaje, la escritura, las matemáticas, la religión, las leyes no podrían existir sin la capacidad típicamente humana de dominar la creación y transmitir símbolos y sin la capacidad para incorporarlos en la cultura material. Se ha logrado un progreso sustancial en la comprensión de cómo nuestro cerebro percibe y procesa diferentes categorías de símbolos, pero nuestro conocimiento sobre cómo y cuándo los símbolos impregnaron de manera permanente la cultura de nuestros antepasados ​​sigue siendo impreciso y especulativo.

Esperamos tu comentario

Alfonso Quiñones (Cuba, 1959). Periodista, poeta, culturólogo, productor de cine y del programa de TV Confabulaciones