Orange goes to heaven, obra de la artista nigeriana Peju Alatise, expuesta en feria de arte de Johannesburgo (Cortesía de la artista, fotografía de fuente externa)

Este 2 de abril oficialmente se ha llegado al millón de infectados en el mundo, según la data que lleva el Center for Systems Science and Engineering (CSSE) de la Johns Hopkins University (JHU) de Estados Unidos. Exactamente, al cierre de este trabajo habían 1 millón 017 693 casos de infectados en el mundo.

El 31 de diciembre de 2019, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recibió el informe de un brote de «neumonía de causa desconocida» detectado en la ciudad de Wuhan, provincia de Hubei, China, la séptima ciudad más grande de China con 11 millones de residentes.

Muralla china, vacía (Fuente externa)

Hasta el 23 de enero, había más de 800 casos de Covid 19 confirmados a nivel mundial (China y nueve países). Se descubrió que los primeros individuos infectados reportados, algunos de los cuales mostraban síntomas desde el 8 de diciembre, se encontraban entre los vendedores del mercado de mariscos de Wuhan en el sur de China. El mercado había sido cerrado el 1 de enero del 2020.

Muy pronto se determinó que el virus que causó el brote era un nuevo coronavirus. El 10 de enero, la secuencia genética determinó que era el nuevo coronavirus de Wuhan, es decir, un betacoronavirus, relacionado con el virus del Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS-CoV) y el virus del Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARSCoV). Sin embargo, la mortalidad y la transmisibilidad del Covid 19 aún se desconocían.

Al 2 de abril del 2020 la República Popular de China va en quinto lugar de infectados del mundo. En el tope de la lista se encuentra Estados Unidos. Cuando comencé a escribir este texto la cifra era de 238 820 infectados, pocas horas después es de 245 573 (en pocas horas se cuentan 7 mil más). Italia lleva 115 242, le sigue España con 112 065 infectados y Alemania con 84 794 (apenas seis casos más). China acumula 82 464 (32 más), y detrás Francia con 59 929.

Vista aérea de París, vacío (Fuente externa)

En cantidad de fallecidos Italia lidera esta tristemente célebre lista con 13 915, seguida por España con 10 348 muertos, Estados Unidos con 5 850, Francia con 5 398, China con 3 322 y Alemania 1 132.

El país con más cantidad de personas curadas es China con 76 565, seguido de España con 26 743, Alemania 22 740, Italia con 18 278 y el que menos lleva, en relación con la cantidad de infectados es Estados Unidos con 8 991 que han recobrado su salud solamente.

https://coronavirus.jhu.edu/map.html

Cuando las cifras hablan a simple vista

El gran poeta peruano César Vallejo cantó todo el dolor del mundo en su poema Heraldos negros: «Hay golpes en la vida, tan fuertes… ¡Yo no sé! / Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos, / la resaca de todo lo sufrido / se empozara en el alma… ¡Yo no sé!». Fue un poema escrito para ayer, pero sobre todo para ahora, para siempre.

En la pandemia que azota al mundo las cifras hablan. Se ha cebado con algunos de los países más poderosos del planeta y ha despojado de glamour la falsedad y les ha quitado los calzones ante los ojos implorantes del mundo.

Increíblemente y por alguna desconocida razón -aunque uno puede barruntar algunas- los países más pobres del planeta han sido al menos hasta ahora los más favorecidos por la pandemia. Basta mirar hacia Africa y a nuestro vecino Haití. Algunos pueden decir que se debe a que en esos países no existe rigor, no existen controles, no existe mando.

Plaza vacía en Johannesburgo hace pocos días (Fuente externa)

Quien haya estado en Africa sabe muy bien que están mejor preparados que el resto del mundo en prepararse para catástrofes, porque ya pasaron, entre otras por el Ébola, que en el 2013 brotó en Guinea y hasta el 2016 asoló a Liberia, Sierra Leona, Nigeria, Senegal, Mali y en menor medida a Estados Unidos y Reino Unido. Pero nada comparado con lo que sucede ahora.

Pareciera que Covid 19 -insisto, al menos hasta ahora- tuviese especial predilección por infectar en menor medida a personas de etnias negras (digo etnias, no raza, como prefieren decir algunos sociólogos). La taza de infección en países de esas etnias es mucho menor que en el resto del mundo. Sudáfrica el país del continente africano más afectado presenta hasta hoy 1462 infectados y apenas 5 muertos con 95 recobrados, y ocupa el número 43 en la lista de países afectados por el coronavirus. El próximo país africano es Burkina Faso con 288 afectados, 16 fallecidos y 50 recuperados, y se sitúa 44 puestos después. ¿Será que hacia Africa viaja menor cantidad de turismo?

Trabajadores en tren en la India (Fuente externa)

El punto del turismo parece afianzarse con el ejemplo de la India, el segundo país más poblado del mundo con 1 339 millones de personas (el primero es China con 1 386 millones), que también es un enigma. No basa su economía en el turismo, sino en tener la fuerza laboral más numerosa del mundo. A finales de la década de 2000, el crecimiento económico promedio de la India fue de 7,5 % anual y se estima que debió crecer el doble en la década que ha finalizado. A la fecha de hoy la India presenta solamente 2 567 infectados, 72 personas fallecidas y 192 recuperados.

Nueva Delhi, vacía (Fuente externa)

La lección de los países ricos

Arrogancia, descuidos, improvisación, tardanzas en aplicar protocolos, negación que dio espacio a perder tiempo, entre otros aspectos de políticas internas de salud pública han sido los detonantes de una situación que pudo haberse evitado en un mayor grado, en algunos de los países ricos más afectados, sobre todo si se tomaban las medidas adecuadas, teniendo la experiencia de China y el modelo de Corea del Sur a la vista de todo el mundo.

Multitud de personas con mascarillas en Corea del Sur (Fuente externa)

Dicen los infectólogos y los economistas, que de lo que se trata en esta lucha contra el Covid 19 es de que no se produzcan picos muy altos de la cantidad de infectados como es el caso de todos estos países que encabezan el desfile mundial de la pandemia. Detrás de ellos hay dos países Irán y Reino Unido, pisándoles los talones. En cambio Corea del Sur que cuenta con 9 976 infectados tiene solamente 169 fallecidos y 5 828 recuperados, porque tomaron medidas que permitieron hacer pronto la meseta aplastada de los índices.

Time Square, en Nueva York, Vacía (Fuente externa)

En un principio, Estados Unidos se confió y minimizó las posibilidades de que el contagio llegase con la fuerza que ha llegado al país. Lo del país más poderoso del mundo ha sido una debacle impensable, donde entre otros elementos, entró a jugar el tema de las elecciones de alguna manera, y un discurso de triunfalismo desmedido al inicio que, pudo traer señales erróneas a la población. Además de haber desmontado un sistema sanitario creado por la administración anterior, que al menos tenía mayor cobertura que la actual, según parece demostrar lo sucedido.

Italia fue sorprendida por el norte del país, en Lombardía, donde -es bueno decirlo- tiene un sistema de salud con hospitales de primera, pero justo allí ocurrió lo inesperado, la mayor cantidad de muertes. El fin de semana del 7 de marzo: de sábado a domingo aumentó en un 57% la cifra de víctimas fatales, con 133 fallecimientos en un solo día, algo inédito hasta entonces. La tasa de mortalidad en Italia a causa del coronavirus se convirtió así en la más alta del mundo: más de un 8% de los casos confirmados, de acuerdo con datos del gobierno italiano.

Anuncio comunitario en Lombardía (Fuente externa)

La alta letalidad de Italia tiene que ver con el hecho de que Lombardía es una zona donde la mayoría de los casos corresponde a personas mayores -entre 80 y 90 años- que ya sufrían problemas severos de salud y que representan un alto por ciento de la población compuesta por algo más de 10 millones de habitantes. Esa zona tuvo su expansión económica entre los años 50 y 60 del pasado siglo, por lo que tuvo una gran inmigración proveniente sobre todo del centro de Italia. También tienen más de 176 mil inmigrantes rumanos, 93 mil marroquíes, 90 mil albaneses y así hasta 100 naciones diferentes. En general, en Italia existen casi 14 millones de personas mayores de 65 años, lo que representa alrededor del 22% de la población. La edad media, en tanto, es de 45,7 años.

Según las observaciones de los científicos chinos, las personas de 80 años o más tienen un 14.8% de riesgo de morir si desarrollan Covid-19.

Las pruebas masivas

Hay una teoría entre los científicos que se mueve no por las razones etarias, sino por la mayor o menos capacidad de hacer exámenes de manera masiva de un país. Corea del Sur es un modelo a seguir, ya que Corea del Sur ha estado controlando a 10 mil personas por día y, en consecuencia, muchas de las personas que dieron positivo tenían síntomas leves y fueron aislados, con lo cual los focos de infección se fueron atajando a tiempo y el coronavirus no tuvo oportunidad para infectar a muchas más personas ni matar a muchos.

Este parece ser el ejemplo a seguir, y aquellos países que cuenten con disciplina social, capacidad organizativa y de mando vertical parece ser que podrán salir de esta con menor cantidad de víctimas mortales, aunque con la economía apuntalada.

Otra lección negativa de la que hay que aprender de Italia es que los hospitales fueron copados y no había respuesta de médicos y enfermeras suficientes para atender a los pacientes. El problema que afectará a muchos países está siendo -como por ejemplo España- el no tener equipos suficientes, medicamentos y médicos.

Plaza de las Cibeles, centro de Madrid, vacía (Fuente externa)

El caso de España es el ejemplo más claro de la improvisación, la falta de previsión, errores de funcionarios en compras de kits y equipamiento, donde les han tomado el pelo una y otra vez, con lo que la capacidad de respuesta de un gobierno bisoño ante la voracidad de la pandemia, se ha visto lamentablemente superada con creces y ha pasado factura con 10 348 fallecimientos hasta la fecha.

A estas alturas la evidencia de una recesión mundial es grande, así lo han sentido los mercados de acciones bursátiles al inicio del segundo trimestre del año. Los mercados de EE.UU. terminaron el primer trimestre el martes, con la mayor caída trimestral desde 1987 para el Dow Jones, por ejemplo.

Después que todo pase vendrán tiempos complejos económicamente hablando, pero de evaluación, reflexión y renovación. Ahí se verá la capacidad de resiliencia real de cada país.

Así las cosas, hay que regresar a los Heraldos negros de Vallejo: «Y el hombre… Pobre… ¡pobre! Vuelve los ojos, como / cuando por sobre el hombro nos llama una palmada; / vuelve los ojos locos, y todo lo vivido / se empoza, como charco de culpa, en la mirada. // Hay golpes en la vida, tan fuertes… ¡Yo no sé!»

 

(Todas las fotografías utilizadas en este artículo son cortesía de fuentes externas, así mismo utilizamos datos de la OMS, Wikipedia (índices poblacionales de distintos países) y del Center for Systems Science and Engineering (CSSE) at Johns Hopkins University)

 

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here