El 14 de junio, un robot llamado Bumble se convirtió en el primer robot Astrobee en volar por sus propios medios en el espacio. Astrobee es un sistema de robot de vuelo libre que ayudará a los investigadores a probar nuevas tecnologías en gravedad cero y realizar trabajos de rutina junto a astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional.

Los robots que pueden operar por su cuenta en el espacio, como Astrobee, pueden ser cuidadores de la entrada lunar de la NASA y jugarán un papel importante en las futuras misiones de la NASA para explorar la Luna y Marte.

Antes del primer vuelo en solitario de Bumble, el equipo de Astrobee en el Centro de Investigación Ames de la NASA en Silicon Valley verificó que Bumble puede encontrar su posición y estaba listo para navegar dentro de la estación espacial.

El astronauta de la Agencia Espacial Canadiense David Saint-Jacques brindó ayuda práctica para las pruebas previas al vuelo, moviendo manualmente a Bumble alrededor del laboratorio Kibo para permitir que el sistema de navegación de Astrobee se adapte a su nuevo entorno.

El sistema de navegación usa una cámara para observar los alrededores del robot y compara lo que ve la cámara con un mapa del interior de la estación espacial.

Los robots Astrobee pueden moverse en cualquier dirección y girar sobre cualquier eje en el espacio. Los primeros vuelos de Bumble probaron movimientos básicos, como «volar 11.8 pulgadas hacia adelante» o «girar 45 grados a la derecha».

La NASA continuará probando la capacidad de movimiento de Bumble a través de una serie de maniobras cada vez más complejas para determinar qué tan bien se desempeña el robot en gravedad cero. Los resultados de estas pruebas se utilizarán para ajustar el sistema de propulsión de Astrobee y ayudar a Bumble a prepararse para asumir su papel como el miembro más nuevo de la tripulación en la estación espacial.

Bumble y un segundo Astrobee, «Honey», se lanzaron a la estación espacial en abril. Un tercer robot llamado «Queen» está programado para ser lanzado en julio.

Esperamos tu comentario