Exterior del Museo del Louvre (Foto: Alfonso Quiñones)

El Museo del Louvre, el museo más famoso del mundo, acaba de inaugurar nueva página con una gigantesca base de datos que permite ver gratis y en varios idiomas todas sus colecciones. Nunca antes una pieza había podido ser vista en gran formato y con reseñas ilustradas, sin importar si se encuentra en sala, oculta en depósito o en otras instituciones, según un despacho de AFP replicado por France 24.

El museo más visitado del mundo, expone en sus 210 000 m² unas 487.000 obras, de las cuales 7000 son pinturas, y unos 380.000 objetos y antigüedades. Ahora esas y otras miles de piezas que no están en exposición o se encuentran en otros sitios, prestadas o en otras edificaciones dependientes del gran museo francés, se han colocado con su información, en una nueva base de datos en la que todas son accesibles de forma gratuita a través de Internet.

«Esta es una etapa iniciada desde hace numerosos años atrás que tiene como objetivo servir tanto al público general como al público de los investigadores. La accesibilidad está en el corazón de nuestras misiones», ha señalado en videoconferencia el presidente y director del Louvre, Jean-Luc Martinez.

La batalla de Samotracia, escultura en el Museo del Louvre (Foto: Alfonso Quiñones)

Esta nueva página incluye desde ya más de 482.000 reseñas ampliamente ilustradas, lo equivalente a tres cuartas partes de las explicaciones sobre las colecciones, sustituyendo así a la antigua base ‘Atlas’, cuya capacidad se limitaba solo a las obras expuestas.

El Louvre es el museo nacional de Francia consagrado tanto a las bellas artes como a la arqueología y las artes decorativas anteriores al Impresionismo. O upa principalmente las edificaciones del antiguo palacio real del Louvre. Sus grandes colecciones se deben al coleccionismo desarrollado por la monarquía francesa a lo largo de varios siglos, también al esfuerzo de varias personalidades de La Ilustración, la labor desamortizadora de la Revolución francesa, las victorias militares durante las guerras napoleónicas, y las campañas arqueológicas y compras impulsadas durante el siglo XIX.

Con todo, la plataforma Collections.louvre.fr permitirá a la vez profundizar sobre obras emblemáticas y mirar por ejemplo series arqueológicas fragmentarias de antigüedades griegas. Como apuntaba Martinez, en ella los amantes del arte y sus investigadores podrán desde hacer consultas hasta recorridos, pasando por las reseñas y otras herramientas.

La web dispondrá de las piezas del Museo Delacroix –dependiente del Louvre–, de esculturas del jardín de las Tullerías, y de obras recuperadas en Alemania desde 1945 y confiadas al Museo en espera de ser devueltas a su propietario expoliado. Siempre teniendo en cuenta que cualquier pieza, esté en sala o en depósito, incluso bajo resguardo de otras instituciones y reservas, o aquellas almacenadas en el nuevo centro ultramoderno de Liévin (Paso de Calais), estarán a la distancia de un solo clic de los admiradores del arte mundial.

La Venus de Milo, Museo del Louvre (Foto: Alfonso Quiñones)

Nueva página, justo cuando las visitas virtuales están en auge

A esta plataforma se añade además otra nueva para el Louvre, con una voluntad visual, mayor inmersión y mejor narrativa, tanto en imágenes como en video. Accesible en francés, inglés, chino y, lo que nos interesa, español, ha estado concebida para un mejor uso práctico en tabletas y teléfonos móviles, ya que los estudios revelaron que el 60% de las consultas se hacían por estos medios. Aún así, está igualmente pensada para los escolares y todos los turistas extranjeros, que suelen visitar el Louvre con entradas generalistas.

«Había una especie de apetito del público por la narrativa (en torno a las obras y al museo) a la que hemos respondido», ha explicado Dominique de Font-Réaulx, director de mediación y de programación cultural, añadiendo que «se le dio un gran lugar a la imagen fija y animada para acompañar estas historias en el museo más grande del mundo».

En el año de la pandemia, el Louvre -abierto en 1793- ha experimentado una explosión de las visitas y una consolidación en redes sociales, con 21 millones de espectadores virtuales en ‘louvre.fr’ y 10 millones de suscriptores, según el despacho. Pero sobre todo sigue siendo el referente museológico de todo el mundo y en los últimos años se ha extendido al Museo del Louvre-Lens en Calais, al norte de Francia y con el Museo Louvre Abu Dabi, en la capital de Emiratos Árabes Unidos.

Visita al Louvre

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here