SD. Este año se celebra el medio siglo de un evento musical que dividió la historia musical de Estados Unidos en un antes y un después: Woodstock.

El evento logró canalizar las energías de los jóvenes de la época y su lucha en favor de los derechos civiles, los derechos de las mujeres y el movimiento antibelicista en un mundo que daba sus últimos estertores con la guerra de Viet Nam.

Si bien fue un símbolo de rebeldía del movimiento hippie, lo fue a la vez de la paz, del amor y de la música, así como de la contracultura a fines de la década de los 60, tuvo más de 30 conciertos de leyendas como el guitarrista Jimi Hendrix, que quemó una guitarra en el escenario; la inolvidable Janis Joplin, Joan Baez, Joe Cocker, las agrupaciones The Who, The Band y The Grateful Dead, y el entonces joven Carlos Santana, quien interpretó Soul Sacrifice.

El festival logró reunir en aquel pequeño pueblito medio millón de personas que reventaron las capacidades de brindar servicios de la localidad.

Woodstock dio lugar al documental Woodstock: 3 Days of Peace & Music, dirigido por Michael Wadleigh y editada por Martin Scorsese y Thelma Schoonmaker, y resultó ganador de un Oscar al mejor documental de 1970. Tuvo una nominación como Mejor Sonido. También fue exhibido en la edición del Festival de Cannes de 1970 fuera de competencia.

También se hizo el largometraje de ficción de Ang Lee “Destino Woodstock”.

Eventos

Este 50 aniversario se realizarán dos grandes eventos. Woodstock, el original, volverá de la mano del coproductor de aquel primer festival, Michael Lang, que anunció la celebración de una nueva edición de la Feria de la Música y Artes de Woodstock del 16 al 18 de agosto en Watkins Glen, en el estado de Nueva York. Tres días, tres escenarios, 60 artistas, principalmente talento contemporáneo, con bandas actuales de rock, pop y hip-hop, sin descartar el homenaje a músicos sobrevivientes de aquella primera cita que ahora, con alrededor de 70 años, siguen vigentes, como el propio Santana.

Las entradas saldrán a la venta a finales de este mes y, sucesivamente, se irán dando a conocer los nombres de los grupos participantes.

En esta ocasión, Lang lo trasladará a Watkins Glen, que acoge habitualmente diferentes eventos, entre ellos las carreras Nascar, y que tiene una mayor capacidad de público.
Debido a su impacto, Woodstock se celebró cuatro veces más, en 1979, 1989, 1994 y 1999, ninguna de las cuales logró alcanzar el éxito de la primera. Para Michael Lang, además, ninguna de ellas reflejó el auténtico espíritu de activismo del original, un modelo “que traerá de vuelta al festival, lleno de diversión y una experiencia para crear una comunidad”.

Aunque pasó a la historia como Woodstock, el festival de 1969 se celebró realmente en Bethe, a unos 110 km al sur del pueblo de Woodstock y a 145 al norte de Nueva York.

El otro festival de homenaje será en el Centro para las Artes, organizado por Bethel Woods, empresa propietaria hoy día del recinto donde tuvo lugar el festival de 1969, que anunció la conmemoración del 50 aniversario de la cita con otro gran evento en las mismas fechas.

Esperamos tu comentario