“Aguacate” es el nuevo sencillo del cantautor Giorgio Siladi. La nota que acompaña la música dice que «por primera vez fusiona pop alternativo con bachata». Hay algo de sones, y una bachata perdida en un tercer o cuarto plano rítmico. Airecito de pop sí, sobre todo en el discurso de la lírica. Que la bachata fue bolero-cha (fusión de bolero con chachachá) allá por los finales de los 50 y principios de los 60 del pasado siglo.

El estreno de Aguacate fue el pasado 23 de abril y se inscribe dentro de esa interesante colada de jóvenes cultores de la música alternativa, que desde mi punto de vista es lo mejor que se está haciendo hoy día dentro de la música dominicana. Su fusión es suave como agua virgen. Sin estridencias. Me seduce este tema más por lo textual que por lo musical: Me tiré de la loma en yagua para verte / Crucé el mar bravo en yola pa que no me olvide / Me volé tu balcon pa ver el sol naciente / Y así mole’ mi amor café en tu ombligo virgen / Y…

Entonces cae en el centro que lleva al coro: Comerte como aguacate / Y hacerlo de pie mi amor / Que las rodillas tiemblen / Comerte como aguacate / Y hacer de mi piel tambor / Pa que lo toque’ siempre.

Fui a pie de Neyba a la Saona para verte / Te di caña y casabe pa’ que no me olvide / Me volé tu balcón pa’ oler el mar rugiente / Y así regar de amor por siempre tus raíces / Y….

Hay en este texto una magia feraz, silvestre, que bebe en los orígenes estilísticos de Juan Luis Guerra (me refiero al texto); hay igualmente una sensualidad que por momentos remonta el doble sentido, sin dejar de ser rico líricamente hablando, desde los secretos de lo naif dominicano.

Musicalmente hablando me permito recordar -como repito mucho con los rusos- que lo nuevo no es más que lo viejo que ha sido bien olvidado. Aires fresquitos del pop, está bien. Pero es un soncito tenue, una bachatica leve. Felicidades por el Aguacate, joven Giorgio Siladi. Y que no se atragante.

Esperamos tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here