Una de las fotos de las protestas (Fuente externa)

El gobernador Ricky Roselló renunció a su cargo, lo cual será efectivo desde el 2 de agosto próximo, tiempo que tomará para organizar el traspaso de manera «ordenada «, según dijo.

Se trata de lo que podría llamarse la Revolución de los Artistas, pues quienes convocaron y encabezaron las protestas que han terminado por derrocarlo fueron Ricky Martin, Bad Bunny y Residente.

Un chat dado filtrado donde se mofaban de los gay, en especial de Ricky Martin, así como de las víctimas del huracán María, y que daba indicios, parece que después comprobados, de corrupción, provocó un huracán de pueblo tirado a las calles de Puerto Rico, con protestas que fueron generalmente pacíficas.

Bad Bunny, Ricky Martin, Residente (Tomado de redes sociales)

Ricky Martin, Bad Bunny y Residente demostraron tener una ascendencia en el pueblo que pocos líderes políticos tienen, sumaron a otros artistas y deportistas de Puerto Rico y llamaron la atención mundial acerca del conflicto.

Pero sobre todo demostraron un poder de convocatoria de cientos de miles de personas hartas del vilipendio y la malversación, sobre todo en una isla que sufrió de manera despiadada no solo los embates del ciclón María, sino sus consecuencias sociales y sus derivaciones políticas.

Las movilizaciones fueron inéditas en la historia de Puerto Rico.

Los artistas sino son el ombligo de la sociedad, sí pueden convertirse en su conciencia crítica, o en un motor movilizador.

Esperamos tu comentario