SD. Un comunicado oficial del Ministerio de Cultura ha ofrecido ayer viernes la explicación oficial de que esa cartera no tiene asignado rol alguno en la conformación de la delegación dominicana que participará en la Feria del Libro de Madrid, ya que la embajada de República Dominicana en el España optó por organizarla sin consultar con ese ministerio.

La institución estatal expone que así quedó establecido en una carta remitida, el 4 de marzo del 2019, por el embajador de República Dominicana en España al ministro de Cultura, arquitecto Eduardo Selman, en la que le informa las personas que él designó para conformar la delegación dominicana a dicha feria.

Agrega que el documento fue enviado por el embajador Rodríguez Huertas luego de que el ministro Selman se dirigiera al embajador de España, Alejandro Abellán García, requiriéndole el protocolo de la participación de República Dominicana en la Feria del Libro de Madrid que organiza la Asociación de Empresas y Empresarios del Comercio del Libro de esa ciudad, ya que no había recibido información alguna iniciado el mes de marzo del presente año y la que venía solicitando al embajador dominicano en España desde mayo del 2018.

En un comunicado de la Dirección de Comunicaciones de la institución cultural estatal, se explica que la iniciativa del ministro de Cultura, de solicitar al embajador de España en Santo Domingo la información debida tenía por finalidad conformar la participación en dicha feria, información ésta que al recibirla remitió al embajador Rodríguez Huertas. Días después Selman recibió la carta del 4 de marzo, en la que el embajador Rodríguez Huertas le informaba que había designado a las personas que organizarían la participación dominicana en la referida feria.

Ante las decisiones dispuestas por el señor embajador dominicano en España, implícitamente excluyendo al Ministerio de Cultura, el ministro Selman desistió de los planes que había previsto para la conformación de dicha delegación, aceptando lo que ya había dispuesto el embajador Rodríguez Huertas.

Queda establecido que el Ministerio de Cultura no estará representado con una delegación en la Feria del Libro de Madrid, porque no ha sido ni oficial ni formalmente invitado, excepto por la sugerencia que hiciera el embajador Rodríguez Huertas en su carta para que el ministro Selman esté presente en ese evento los días 30 y 31 de mayo.

Selman y Olivo, como diría la querida Nancy Alvarez ¿Quién tiene la razón? (Fuente Externa)

Huerta Rodríguez habría tratado de limar asperezas

Según fuentes cercanas al embajador Rodríguez Huerta, éste ha hecho lo posible por lograr un acercamiento con el ministro Selman, que zanje esta situación, pero los resultados han sido infructuosos hasta el momento.

Por otra parte algunos de los intelectuales que además son funcionarios de la cartera que dirige Selman, han dicho en privado a Nota Clave que se necesitaría que el ministro fresca más seguridad de la situación de ellos, en caso de asistir a la feria madrileña.

El abogado Edwin Espinal, quien es especialista en derechos de autor y fuese el primer director de la Oficina Nacional de Derechos de Autor (ONDA), envió a Nota Clave un escueto mensaje donde aporta su opinión desde el punto de vista legal sobre el tema.

«Artículo 49 Ley 41-00 28 junio 2000. La Secretaría de Estado de Cultura colaborara con la Secretaria de Estado de Relaciones Exteriores, la Secretaria de Turismo y la Secretaria de Estado de Educación…..en todo aquello que tienda a proyectar la cultura dominicana en el ámbito de las relaciones internacionales.

Articulo 4. La Secretaria de Estado de Cultura, como órgano del Poder Ejecutivo, será la representante del Estado en todas las actividades culturales y servirá de enlace con las instituciones publicas y privadas, sean o no del sector cultural, tanto a nivel nacional como internacional».

Nota Clave ha solicitado a través de terceros el derecho a réplica del embajador Huerta Rodríguez, pero hasta el momento no hemos recibido respuesta.

Por el bien de la cultura dominicana, debe zanjarse urgente esta situación que no hace bien a nadie, menos al sector y sus valores.

Esperamos tu comentario