Zumaya Cordero (Fuente Externa)

SD. Zumaya Cordero personifica al emigrante que se va, regresa y tiene éxito. La suya es la historia no escrita de un caso sui generis en la historia de las migraciones humanas. Pocos como ella lo han logrado. Emigrar, regresar a su país de origen, y convertirse en una empresaria exitosa.

Desde hace décadas, Zumaya y su familia estaban radicados en Puerto Rico. Allí se unió a trabajar en la empresa Caribbean Cinemas, bajo las órdenes de Robert Carrady, un norteamericano cuyo padre puso los pies de la empresa en República Dominicana 20 años antes de que Zumaya comenzara a trabajar en ella, cuando en realidad era una niñita, que tal vez acababa de dejar de ser un piropo para convertirse en una realidad.

Zumaya Cordero, Robert Carrady, Gregory Quinn Carrady y Ana Lopez, en una foto del 2016 (Fuente Externa)

Don Robert, evidentemente, tiene un ojo muy especial para escoger sus colaboradores. Y sabe Dios como supo, de qué manera proyectó que esa muchacha, inquieta y laboriosa tuviese su gran éxito empresarial no en la Isla del Encanto necesariamente, sino en su isla natal República Dominicana.

Zumaya al centro, con Diego Rosquez y Chino Miranda (Fuente Externa)

Así que empecinado en hacer crecer la empresa, la puso en las mejores manos. Zumaya Cordero, es hoy una gerente valiente, arriesgada, fiel, que ha sacrificado a su propia familia para convertir a Caribbean Cinemas en el coloso que es dentro de la industria del cine en República Dominicana.

No solo en crecimiento de números de salas y de tecnologías de punta, ha sido exitosa, sino en la realización del Festival de Cine de Fine Arts, en la puesta en marcha del canal televisivo, en el lanzamiento de una revista, y en todo donde pone su mano laboriosa y llena de amor por el trabajo, lo convierte en éxito.

Con Tabaré Blanchar y Ricardo Bardellino en el estreno de Veneno (Fuente Externa)

A la inteligencia gerencial de Zumaya Cordero se debe en mucho el exitazo de la puesta en marcha de varios de los grandes proyectos que ha ido haciendo realidad la empresa en el país. Y su ejemplo debe ser envidiado por muchas empresarias, pero sobre todo debe servir de ejemplo de dedicación, empoderamiento, sacrificio, honestidad, laboriosidad, coraje, liderazgo y excelentes relaciones humanas con sus colaboradores, con sus jefes, con el público para el que trabaja.

Zumaya con Raymond Pozo, Archie López y Miguel Céspedes en el estreno de Hermanos (Fuente Externa)

Veinte años después, Caribbean Cinemas debe sentirse orgullosa como empresa de contar con una mujer líder llevando las riendas en República Dominicana. De hecho Robert Carrady ha colgado un video a través de las redes donde es parte del homenaje que le organizaron, y que tuvo lugar en un cine de la capital este sábado.

¡Felicidades Caribbean Cinemas! ¡Felicidades Robert Carrady!

Pero sobre todo, ¡felicidades Zumaya Cordero!

Esperamos tu comentario

Alfonso Quiñones (Cuba, 1959). Periodista, poeta, culturólogo, productor de cine y del programa de TV Confabulaciones